en Guías, Reflexiones., Uncategorized

Ser responsable no asegura un ascenso en el trabajo: Lalo Huber

¿Cuándo es el momento perfecto para buscar trabajo?, ¿Qué habilidades son fundamentales para ascender en el trabajo?, ¿Cómo uno se puede asegurar en el mercado laboral? Esta y otras preguntas la responde Lalo Huber  en una conferencia de Youtube en la Argentina. Una verdadera joya que les voy a ir contando para que se animen a ver el video, sobretodo porque sus ideas son “un poquito”polémicas.

Currículum, de Patricio Farcuh en Flickr

Currículum, de Patricio Farcuh en Flickr

Ser responsable no asegura un ascenso en el trabajo

Huber afirma que la notoriedad es un componente esencial de toda estrategia de ascenso laboral. No basta ser responsable ni cumplir metas: hace falta ser más político y marketero.

¿Político? ¿Sindicatos? ¿sobonear al jefe? No. Bajo la lógica “un producto no se vende si no se marketea”, nuestro jefe no se dará cuenta de nuestro buen trabajo si no lo comunicamos. Por ello, el verdadero trabajo comienza cuando termina la jornada de trabajo: se recomienda enviar informes diarias de actividades que realizó al teŕmino del día, ya que si no se entera ese mismo día, es difícil que se entere al día siguiente.

Por ello, según Huber, el profesional tiene que ser agradable al jefe, además de competente. Si un profesional poco compentente asciende, se les puede hacer competente mediante capacitaciones; una persona no agradable, por más competente que sea, no va a ascender. Agradar significa hacerlo a nivel personal, no solo a nivel profesional: tener empatía, amistad, química, persuasión y una buena comunicación.

¿Por qué se da esto? ¿Corrupción o patería? No. Los jefes buscan soluciones, no problemas, buscan aliados, no inquisidores. Si un empleado origina problemas ¿qué jefe lo querrá?

Incluso que una discusión la gane el empleado y no el jefe puede significar un problema, sobre todo las que originan escándalos. De ahí su afirmación “es costoso ganar una discusión al jefe”.

Ejemplo de ello es el caso cuando el aire acondicionado no funciona. Un empleado empático y proactivo actuará frente al problema, antes de que se dé cuenta el jefe. Cuando llegue el momento, le dirá “Buenos días, Lic. Gómez, hubo un problema con el aire acondicionado, pero no se preocupe, TODO ESTÁ BAJO CONTROL, ya se le aviso a mantenimiento y…”.

Elogiar de manera prudente a los jefes también es benéfico al empleado que busca ascender, especialmente con los jefes con ego colosal.

Los altos jefes califican a los demás mediante fotografías, no por videos

Huber, continuando con el desarrollo de sus ideas, afirma que muchos empleados arruinan sus carreras dentro de una empresa tras un primer contacto con los jefes superiores. Para ello grafica su ejemplo con el caso del ascensor.

Un directivo encuentra al nuevo empleado en el ascensor. Le hace algunas preguntas, pero el nuevo empleado, con cara de nerd y muy retraído, intenta evadir o las contesta mal. El directivo sale disgustado del encuentro y posteriormente se lo comenta al superior de aquel empleado novato. “Ese nuevo no me gusta”. “Pero es bueno, maneja bien los números”, “pero no me gusta, es un pobre nerd”. A partir de ese momento el superior del nuevo empleado lo mira con otros ojos, al novato le empieza ir mal la situación sin razón aparente.

El novato necesitaba que alguien le dijera que se sepa comportar de determinada manera, sería lo justo. Pero nadie lo dijo, ni lo haría normalmente. Tampoco habrá una segunda oportunidad. Hay organizaciones que esto suele ocurrir, en donde la comunicación informal y la cultura organizacional tienen una importancia determinante.

La situación fue injusta, al pobre novato lo calificaron con una primera impresión, no por un contacto permanente. Los prejuicios salieron a flote. Los altos directivos califican a los demás por instantáneas, no por vídeos.

Por ello, todo profesional, además de sus competencias profesionales debe reunir las siguientes cualidades: empatía personal, comunicación y negociación, mucha negociación.

La mejor manera de ascender es haciéndolo en el mercado laboral, no solo en la empresa

En una parte de la conferencia, Huber asegura que para asegurar un ascenso exitoso, el empleado debe orientarse al mercado laboral. El trabajo actual es solo eso, el trabajo actual. Uno nunca sabe cuando lo pueden despedir o trasladar a una situación incómoda: fusiones, reducción de costos, absorsiones, externalización, etc.

Por ello, el profesional debe estar constantemente en el proceso de búsqueda laboral, lo que no significa cambiar de trabajo constantemente. Enviar currículums a consultoras, estar en procesos de selección, haciendo networking dentro y fuera de la empresa, asistiendo a cursos y seminarios, etc. Con un posicionamiento adecuado, el profesional tendrá poder de negociación frente al jefe y tendrá cierta garantía de que no le irá mal en el trabajo.

Esta última idea es interesante, ya que muchos de los profesionales que conozco se duermen en los laureles cuando ya encuentran un trabajo. Estar en constante sintonía con el proceso de selección laboral permitirá conocer si nuestras habilidades y competencias tienen demanda, cómo va evolucionando el mercado y las técnicas de selección laboral.

El proceso de búsqueda laboral lo desarrollaré en un próximo artículo. Es cierto que las ideas de Lalo Huber son polémicas pero son muy valiosas. Quienes no puedan esperar pueden ver la conferencia completa :).

Escribe un comentario

Comentario

Webmentions

  • Gracias 2013, bienvenido 2014 | Oscar Román

    […] libros de Dale Carnegie y Stephen Covey, escuchado grabaciones de John Maxwell, Inés Temple, Lalo Huber y Jim Rohn. Desarrollo personal, motivación, liderazgo, comunicación en conflictos, empleabilidad […]